Embarque de crudo queda varado en EEUU por nerviosismo bancario sobre Venezuela

Un tanquero con cerca de 1 millón de barriles de crudo pesado venezolano ha estado varado por más de un mes en la costa de Luisiana, en Estados Unidos, a la espera de una carta de crédito para completar la descarga, dijeron tres fuentes a Reuters.

El destino del embarque es una nueva muestra del precario estado de las finanzas de la estatal petrolera Pdvsa, justo cuando grandes bancos intentan reducir su exposición a Venezuela como reacción a la turbulencia política en el país sudamericano.

Algunas entidades financieras han cerrado cuentas ligadas a funcionarios cercanos al presidente Nicolás Maduro sancionados por Estados Unidos y también se rehúsan a dar servicio de banco corresponsal para transacciones con Venezuela, mientras el gobierno del presidente Donald Trump considera nuevas medidas.

El tanquero tipo Suezmax Karvounis cargado con crudo diluido venezolano está anclado en South West Pass, en la costa de Luisiana, según datos de seguimiento de embarcaciones de Reuters.

La firma refinadora PBF Energy, que recibiría el cargamento, ha estado intentando sin éxito conseguir la carta de crédito que se requiere para que las partes autoricen la entrega, dijeron dos fuentes comerciales y navieras.

No está inmediatamente claro cuáles bancos han negado cartas y si otros refinadores en Estados Unidos enfrentan el mismo problema al negociar con Venezuela.

El tanquero, que cargó en junio en el terminal caribeño de San Eustaquio donde Pdvsa renta tanques de almacenamiento, ha estado esperando por autorización para la entrega desde inicios de julio, según datos de Reuters y cuatro fuentes del mercado.

Para leer el texto original completo, haga click aquí.