Cuatro mujeres en cuatro canciones que marcaron la vida de Juan Gabriel a 68 años de su nacimiento

En la serie de Televisión “Hasta que te conocí”, la vida de Juan Gabriel quedó expuesta al mundo entero para su entendimiento.

El que para muchos era un artista, se convirtió en un hombre con los problemas y  vicisitudes que acarreaba conseguir reconocimiento en el México de los años 70.

Alberto Aguilera Valadez pasó de ser un humilde niño de la localidad de Párucaro, Michoacán para convertirse en el Divo de Juárez, uno de los músicos más notables de la música latinoamericana.

 

A 68 años de su nacimiento, presentamos canciones que poco dejan al azar, y por lo contrario, nos brindan un vistazo a esa mujer a la que le cantaba:

4- Rosenda

Luego de pasar un tiempo en la cárcel, Alberto Aguilera conseguiría refugio en la familia de Andrés Puentes Vargas, director de Penal de Lecumberri y muy especialmente en su hija, Rosenda.

El par se volvería inseparable mientras Juan Gabriel vivía con la familia Puentes, tanto así, que cuando llegó el momento de partir, JuanGa le escribió la pieza a la joven.

3- Meche

Encontrar refugio en la amistad de una prostituta parece algo sacado de una película. Pero eso mismo fue lo que le ocurrió a nuestro protagonista cuando una trabajadora sexual llamada Mercedes (Meche) lo ayudó en sus primeros años como artista, brindándole refugio cuando no tenía dónde dormir, esto de acuerdo con información del periodista y biógrafo de Juan Gabriel, Gustavo Pérez.

“Meche, no admitas que te hieran, no eres una cualquiera, dile adiós”, reza una de las líneas de la canción.

María José

La cantante Lucha Villa no fue sólo una intima amiga de Juan Gabriel. También conocida como “La Prieta linda” fue ella la primera que le grabó una canción a Aguilera y quien lo sacó de la cárcel.

Esta canción se le dedicaría a la hija de Villa, María José Rengifo.

1- Amor eterno

El mismo Alberto Aguilera admitió que se le hacía difícil cantar esta canción sin llorar. Y es que tanto fanáticos como público en general suelen emocionarse escuchando la letra de “Amor eterno”.

La pieza está dedicada a la memoria de su madre y popularizada por la cantante Rocío Durcal quien logró su primera nominación a los premios Grammy por su interpretación. Una verdadera oda a todas las madres del mundo.

El valor que le da Juan Gabriel a la mujer en sus canciones nos muestran lo cándido que puede ser el amor no limitado al romanticismo, sino en la admiración a las personas que contribuyen en nuestro desarrollo.