Esta proteína es capaz de hacerle creer al corazón que el cuerpo se está ejercitando

Un grupo de investigadores descubrió la cardiotrofina-1, una proteína capaz de hacer crecer al corazón de manera sana al hacerle creer que el cuerpo se está ejercitando. La relevancia de este nuevo estudio recae en que este crecimiento es sano para los tejidos del corazón y favorece el bombeo de la sangre, evitando de esta manera que crezca de forma disfuncional, como lo haría en algún caso de hipertrofia.

La hipertrofia cardiaca es el crecimiento del músculo cardíaco, y representa una de las principales causas de morbilidad y mortalidad en el mundo. Se produce cuando el corazón es incapaz de bombear sangre normalmente y, como método adaptativo, crece de manera disfuncional dañando parte del tejido.

“Descubrimos que CT-1 provoca el crecimiento de los músculos de forma más sana y estimula el crecimiento de los vasos sanguíneos en el corazón. Esto incrementa la habilidad del corazón para bombear sangre, tal y como se vería durante el ejercicio o el embarazo”, según el autor principal del estudio, Lynn Megeney.

La ciencia ya había demostrado con anterioridad que tanto el embarazo como el ejercicio de resistencia son dos circunstancias en las que se produce esta forma sana de crecimiento de órganos, a diferencia del crecimiento disfuncional de la hipertrofia patológica, que daña los tejidos del órgano. Cuando esta se produce, la masa muscular del corazón aumenta, pero no se produce una mejora correspondiente en su función de bombear sangre, convirtiendo este proceso en inadaptativo.

Gracias a la proteína CT-1, el cuerpo responde de la misma manera que bajo la influencia de estos procesos orgánicos, el ejercicio físico intenso y el embarazo.