Muere a los 26 años el rapero Mac Miller, ex de Ariana Grande

El rapero Mac Miller fue hallado muerto este viernes en su casa de Los Ángeles a los 26 años de edad. Malcom McCormick, verdadero nombre del artista estadounidense, reconoció anteriormente sus problemas con las drogas y la depresión. La causa de la muerte aún no es confirmada por las autoridades.

El quinto álbum de Miller, publicado este verano, alcanzó el número tres en la lista Billboard. En octubre iba a comenzar una extensa gira por EE UU. Su exposición pública creció exponencialmente en los últimos años por su relación con la estrella del pop Ariana Grande.

Tras conocerse la noticia del fallecimiento del rapero, el Instagram de Grande se llenó de comentarios culpándola de la muerte del artista, puesto que a las pocas semanas de ella terminar su relación, se comprometió con su actual pareja Pete Davidson. Ariana desactivó los comentarios en la mencionada red social y aún no se pronuncia ante la muerte de su ex.

Miller comenzó a despuntar siendo apenas un adolescente en su Pittsburgh natal. Tanto a través de la publicación de sus primeras mix tapes, el formato característico de la nueva generación de raperos, como productor. Su debut, Blue Slide Park, se convirtió en el primer álbum independiente en alcanzar el número uno en Billboard en 16 años.

El tono festivo y ligero de sus primeras obras, una especie de banda sonora para las fiestas de las hermandades universitarias, fue evolucionando hacia sonidos y letras más sombrías, incluyendo referencias a su adicción a los derivados opiáceos de prescripción médica: otra constante generacional de la nueva ola de raperos.

“No querría solo la felicidad”, expresó Miller en una entrevista publicada esta semana en la revista Vulture. “Tampoco quiero solamente la tristeza. Lo que quiero es no estar deprimido. Quiero ser capaz de tener buenos días y malos días”.

En mayo, fue detenido en Los Ángeles acusado de conducir bajo los efectos del alcohol y las drogas. Miller había estampado su Mercedes G-Wagon contra una piscina y había escapado a la carrera de la escena del accidente. Ariana Grande, quien rompió su relación de dos años con el músico apenas unas semanas antes del incidente, declaró que había estado “cuidando de él durante todo este tiempo, tratando de apoyarle en su sobriedad y equilibrio mental”.