Japón reabre parques de atracciones con la condición de no gritar


La peculiar condición de apertura de un parque de atracciones se ha vuelto viral, ya que los visitantes pueden divertirse todo lo que deseen, pero no pueden gritar.

Esta peculiar condición se sumará a otras más habituales desde que comenzó la pandemia del Covid-19, como el uso de mascarillas y desinfectante para las manos, medirse la temperatura, mantener la distancia social y reducir los aforos.

Las autoridades niponas destacan que los trabajadores de esos lugares que no puedan llevar tapabocas en todo momento, como quienes asustan en casas de terror, deberán mantenerse alejados a más de un metro de los visitantes.

Los principales parques temáticos de Japón cerraron sus puertas en febrero para minimizar la propagación del nuevo coronavirus y entre los que retomarán su actividad no figuran Tokio Disneyland ni Universal Japan.